México supera 44,000 muertes por COVID… y el cubrebocas sigue sin promoción

Publicado el 29 julio, 2020 Publicado por Rosy Gámez

Por Lidia Arista

El subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, afirmó que su uso no es lo suficientemente eficaz y efectivo para evitar contagios.

A cinco meses de que se detectará al primer paciente de COVID-19 en México y luego de más de 44,000 decesos y 395,000 casos positivos acumulados, el uso de cubrebocas seguirá sin ser obligatorio en todo el país porque «no se ha demostrado su efectividad y eficacia para evitar contagios».

Así lo reiteró este martes, el también subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell quién dijo que solo se recomienda el uso del cubrebocas en espacios cerrados en los que no es posible mantener la sana distancia.

Durante el informe semanal de Pulso de la Salud, el vocero de la pandemia, afirmó que el mismo el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, destacó hace algunas semanas que el uso de mascarillas por sí solas no protegen del COVID-19.

“El cubrebocas no es una barrera suficientemente eficaz, ni efectiva para impedir que una persona que no se quiere contagiar, sea contagiada, excepto que sea el cubrebocas apropiado”, afirmó.

Pero el 5 de junio, el propio director general de la OMS dijo que los gobiernos deben incitar el uso de cubrebocas cuando la transmisión del coronavirus es generalizada y el distanciamiento social no es posible.

«Los gobiernos deberían alentar a la ciudadanía a portar mascarilla cuando hay una transmisión generalizada y es difícil establecer un distanciamiento social, como sucede en el transporte público, en tiendas o en otros lugares concurridos o confinados», indicó el director general de la organización, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

De acuerdo con el funcionario federal, el riesgo de considerar que el cubrebocas protege del coronavirus es que quienes lo usan pueden creer que con éste basta para evitar el contagio, olvidándose así de seguir las otras medidas de prevención como el lavado de manos, el estornudo de etiqueta y mantener la sana distancia.

“No hay ninguna resistencia al cubrebocas, es muy importante que en la conciencia del público no se confunda como si hubiera bandos: los favorecedores del cubrebocas y los enemigos del cubrebocas”, planteó López-Gatell, quien dijo que es recomendable, pero que su uso no será obligatorio.

En México 11 estados han hecho obligatorio el uso de cubrebocas como medida para prevenir la propagación de más contagios. El acuerdo lo asumieron los mandatarios de Aguascalientes, Colima, Nuevo León, Tamaulipas, Michoacán, Coahuila, Jalisco, Guanajuato, Chihuahua, San Luis Potosí y Durango.

López-Gatell justificó la decisión del gobierno federal en no hacer obligatorio el uso del cubrebocas en el respeto a los derechos humanos y en el convencimiento de los ciudadanos para evitar salir de casa sino es necesario.

“Si el sujeto de la acción son las personas en lo individual, entonces tendríamos que ejercer coerción que puede ser desde una acción administrativa, multar a una persona, arrestar a una persona, esas son escenas que hemos visto en el mundo y en el país”, aseguró.

Hasta la noche de este lunes, la epidemia de COVID-19 ya muestra un descenso en 12 entidades, pero en 20 más todavía está en ascenso.

El subsecretario informó que el porcentaje de incremento en casos confirmados de coronavirus es de 1.3, pero que llegará el momento de que se ubique en cero, aunque aclaró si y solo si se mantienen las medidas de higiene y se atiende el semáforo.

Con información de expansion.mx